658.

Después de leer este libro, te quedas con la impresión de que lo antiguamente llamado Humanidades va a quedarse en poco menos que los huesos. Tu formación esencial es de lingüista y filólogo. La primera faceta prácticamente ha sido arrebatada del ámbito de las letras para caer bajo el ámbito de las ciencias. Steven Pinker en este libro lo deja bien claro. Porque, además, su especialización primera es, justamente, la lingüística; pero desde el punto de vista de la psicología experimental y las neurociencias. Las tesis fundamentales del autor son que el lenguaje es un instinto adaptativo de la especie humana y que eso de que los límites de tu lengua son los límites de tu pensamiento está superado. Nuestra mente va más allá de nuestra expresión lingüística. Con lo que, de paso, se le da un nuevo golpe de gracia a la filosofía contemporánea. Pinker se declara seguidor de Noam Chomsky. Afortunadamente para él, sólo en cuestión de lingüística, no en sus desbarres políticos. El libro es denso y has tenido que saltarte páginas. En parte porque eran cosas sabidas y en parte porque la descripción de los experimentos en esta clase de libros se te hace pesada. Interesante, con todo, la lectura y clarificadora. La versión que has manejado es  una reedición en español de otra en inglés cuya primera aparición data de 1994, lo que da indicio de su vigencia

 Steven Pinker, El instinto del lenguaje, trad. José Manuel Igoa & Alejandro Pradera, Madrid, Alianza Editorial, 2012.

Anuncios


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s